Idiomas

Programación Web

GESTOR DE CONTENIDOS

Un gestor de contenidos (también conocido como CMS, Content Management System, en inglés) permite la creación y administración de contenidos principalmente en páginas web.

Es algo así como una sala de máquinas, otra cara del sitio desde la cual podemos controlar sus contenidos, la estructura y su aspecto.

Utilizar un gestor de contenidos en lugar de elaborar nuestras webs con un programa como DreamWeaver o directamente en HTML tiene varias ventajas:

  • La actualización se simplifica, por lo que aumenta la cantidad de contenidos.
  • Es más fácil publicar sitios de manera colaborativa, es decir, entre varias personas. Cada persona puede contar con su propia cuenta y contraseña. Incluso es posible diferenciar entre quienes administran -y tienen acceso a la mayoría de las opciones- y quienes simplemente colaboran y sólo tienen acceso a la redacción de artículos.
  • Permite controlar de manera independiente y sencilla el contenido y el diseño. Así es posible modificar el diseño de todo el sitio con muy poco esfuerzo.

Para qué sirve

Actualmente existen gestores de contenidos para muy diferentes propósitos. Sirven para crear webs, blogs, wikis, tiendas virtuales, espacios de enseñanza online, galerías de imágenes, foros o grupos de trabajo.

Un gestor de contenidos (también conocido como CMS, Content Management System, en inglés) permite la creación y administración de contenidos principalmente en páginas web.

Cómo utilizarlos

Los sitios gratuitos de internet que nos ofrecen crear blogs, wikis, grupos de correo… ofrecen aplicaciones de gestión de contenidos para facilitarnos el trabajo. Así no tenemos que aprender programación.

También podemos adquirir un espacio en internet (hosting) e instalar en él un gestor de contenidos que nos interese. Esto es algo más complicado, pero nos da mayor control sobre los datos y el aspecto.

Cada herramienta cuenta con unas especificaciones y proceso de instalación diferentes. Suelen coincidir en necesitar la creación de una base de datos y que el alojamiento donde se instalen tengan requerimientos como PHP y MySQL.